“No desperdiciemos el tiempo que se nos ha regalado” Papa Francisco.

17 de Septiembre 2020
A+ A-

En un mensaje que envió a los participantes en la Jornada de sacerdotes ancianos y enfermos de Lombardía, el Papa expresó su anhelo de que el tiempo de confinamiento por la pandemia del COVID-19, “nos ayude a comprender que es necesario no perder el tiempo que se nos ha dado”.

Así mismo, manifestó que el confinamiento por la pandemia, con las restricciones de espacio, la imposibilidad de visitar a amigos y familiares o el miedo al contagio, “con la gracia de Dios, puede ser una experiencia de purificación. También para nuestra vida sacerdotal la fragilidad puede ser como el fuego del fundidor y como el jabón de las lavanderas que, elevándonos hacia Dios, nos refina y santifica”.

Durante esta jornada que se lleva a cabo en el Santuario de Santa María del Fonte en Caravaggio, Italia, el Santo Padre invitó a disfrutar de la belleza del encuentro con el otro, a curar el virus de la autosuficiencia.

“No tengamos miedo del sufrimiento”. (…) “El Señor carga la cruz con nosotros”.

De igual modo, el Papa Francisco se dirigió a los sacerdotes ancianos y enfermos participantes y les recordó que “sois sacerdotes que, en la oración, en la escucha, en el ofrecimiento del sufrimiento, realizáis un ministerio que no es secundario en vuestra Iglesia”.

 

 

Foto: Daniel Ibáñez / ACI Prensa 

Fuente: ACI Prensa

Desarrollo por San Pablo Multimedia